28 nov. 2013

Furia Venenosa - Marita Gallman

 
Título: Furia venenosa
Autora: Marita Gallman
Editorial: Libros de Seda
Nº páginas: 406
ISBN: 9788415854029 
Colección: Maeve Regan #1

Sinopsis: Maeve Regan es una chica sin nada especial, o eso cree ella: va a la universidad, tiene algún novio que otro y se consuela con la conversación de un barman y unas cuantas copas cuando las cosas no van bien. [...] En una noche como cualquier otra, intentando ahogar sus penas en alcohol, Maeve conoce a un tipo alto, apuesto… con quien cree que va a acabar en la cama y pasar una noche genial. Sin embargo, las intenciones de Lukas son muy distintas: él pretende secuestrarla, para hacer salir de su agujero a un vampiro venenoso y muy peligroso del que quiere vengarse. [...]

Agradecimientos a la editorial 



Hoy vengo con la reseña de un libro que me ha parecido muy adictivo y que me ha sorprendido. Cuando empiezas a leer una saga, siempre está la duda sobre si va a ser más o menos de nuestro agrado, ese pequeño miedo por si quedamos decepcionados... Personalmente ha sido una buena decisión empezar esta saga de Urban Fantasy. No es que suela leer mucho de este género, pero ganas no me faltan ya que siempre quedo satisfecha. 
¡Chunga!

Tanto la protagonista como la trama son más adultas en el sentido que hay escenas más bestias y directas de las que podemos encontrar por ejemplo en un libro juvenil. Ahora que he nombrado a la protagonista voy a continuar con ella. Maeve es la chica más peculiar que he leído en mucho tiempo. Y es que es una borde de remate. Es más, la palabra correcta sería "chunga", vamos que parte la pana allí a donde va. Podría decirse que al principio parece pasota, pero todo lo contrario, es muy osada y realmente sufre con todo lo que le toca vivir en la novela, puesto que en alguna ocasión llora. Como veis, se trata de una protagonista que puede parecer borde, algo brusca, pero que al mismo tiempo transmite un abanico de sentimientos a lo largo del libro bastante amplio. 

Todo lo bueno que tiene Maeve, lo tiene Lukas, el que es sin duda mi secundario favorito. A raíz de conocerse, la novela adquiere otro ritmo. Son los dos igual de pasionales y chocan mucho porque Lukas tiene el mismo carácter que ella, así que os podéis imaginar. Quizás ambos me han gustado porque son distintos a los protagonistas que estoy acostumbrada a leer. Ellos son irritantes, rudos, irónicos y al mismo tiempo sientes la necesidad de continuar leyendo, así que es una combinación curiosa de sentimientos.

El resto de personajes son bastante lights en comparación: Tara, Walter, Lala, Brianne, Elliot... Este último ha llegado a exasperarme por lo egoísta e interesado que es. Todo el rato tratando a Maeve con autosuficiencia hasta que esta comienza a relacionarse con Lukas y oh, ¡sorpresa! Elliot se siente atraído por ella. Chico, Lukas te da veinte vueltas.

La trama cuenta con una serie de giros a lo largo de la novela, que la hacen entretenida. Pese a que no ocurren muchos hechos, los que tienen lugar son importantes y el final ya ni os cuento. Los últimos capítulos me han mantenido en tensión. Es un final que deja abierto aunque cierra algunos temas de la novela. Pero claro teniendo en cuenta que hay más continuaciones no tendría sentido que fuera cerrado del todo. No quiero entrar en muchos más detalles, ya que la sinopsis ya cuenta bastante, pero os diré que por el momento en esta primera parte es bastante...vampírica.

Furia Venenosa es un libro que me ha convencido por su trama, sus personajes principales y la narración fresca y distendida que otorga la autora. Estoy deseando conocer pronto cómo continúa la historia y ver en qué punto se encuentra la relación entre Lukas y Maeve. 

27 nov. 2013

Fanfiction en serie: Nikita (This is your reward - Capítulo 2)

Fanfiction basado en la serie de televisión Nikita. Tiene como protagonistas principales a Alexandra Udinov y Owen Elliot/Sam, aunque el resto de reparto también cuenta con protagonismo. La trama tiene lugar 8 meses después del final de la 3ª temporada.

Podéis leer el primer capítulo aquí: Capítulo 1

Capítulo 2

Alex abrió los ojos sobresaltada. A causa de lo que le habían inyectado no podía enfocar la vista todavía y seguía sin poder saber donde se encontraba. Notó una fuerte presión en el pecho y sintió como le costaba respirar. 

Su peor pesadilla se estaba cumpliendo: volvía a estar a merced de Amanda, sola y en un lugar desconocido. La última vez que esto había ocurrido, Amanda le había hecho un completo lavado de cerebro y Alex, sin ser consciente de ello, había organizado toda una revolución dentro de Division que terminó con la fatídica muerte de Sean y la disertación de todos los agentes que aun quedaban en el bunker. 

Tenía las manos atadas a los brazos de la silla. Parpadeó varias veces hasta que al final pudo ver donde estaba. Una habitación amplia y bastante iluminada por una serie de alógenos. No había ninguna ventana, por lo que no podía oír ni ver nada del exterior. Al fondo vislumbró una puerta cerrada. Su única vía de escape.

Oyó un ruido a sus espaldas, era un gemido. Giró la cabeza todo lo que pudo y comprobó que no estaba sola en la habitación. Sam estaba tumbado en una maltrecha cama. No tenía buen aspecto, una de sus manos estaba esposada al cabezal de la cama. Alex vio que el otro brazo lo tenía totalmente empapado de sangre, su pierna tampoco tenía mejor aspecto. Sam tenía los ojos cerrados y el rostro empapado en sudor. 

-¡Sam! –exclamó intentando incorporarse de la silla. Su primer impulso había sido ir hacia él. Necesitaba salir pronto de allí y buscar un médico antes de que fuera demasiado tarde. Él no pareció oírla ya que no reaccionó a su llamada.
Oyó como la puerta se abría y el sonido característico de los tacones de Amanda.

- Podríamos atenderlo en 5 minutos, todo depende de ti.

Alex no dijo nada. No sabía por dónde iba a salir Amanda o qué le iba a tocar hacer, pero seguro que ya habría todo un plan montado a su alrededor para volver a ser la marioneta de esta.

-Como sabrás, mi alianza con el Sr. Jones y The Shop ha sido totalmente satisfactoria para convertir a Nikita en una de las principales amenazas del país. Si la cogen será injustamente condenada. Y si no, toda su vida será perseguida sin poder estar junto al amor de su vida. 
Alex seguía sin hablar. Su respiración se había calmado y miraba fijamente a Amanda, que se había detenido justo delante de ella.

-¿Sabes? Mientras el futuro de Nikita sea ese, no me importa lo que os vaya a pasar al resto. No obstante, te necesito para una última misión en mi beneficio. Sr. Jones ya no es de mi agrado, es más, no lo necesito para nada. Alex, si quieres que salvemos la vida a Sam, tendrás que matarlo en un plazo de dos días.

Se acercó un poco más a ella y Alex se dio cuenta de que llevaba en sus manos una navaja.

-Es tu elección, Alexandra –dijo mientras le cortaba las cuerdas que le sujetaban las manos.

~ ~ ~

Sam abrió los ojos totalmente desorientado y dolorido. A su alrededor vio máquinas médicas. ¿Estaba en el hospital?

De golpe recordó la emboscada que había sufrido junto a Alex en el viejo molino. ¿Cómo se había enterado Amanda de que aquel iba a ser el lugar de la reunión? Daba la impresión que le habían extraído las dos balas y curado las heridas. Es más, estaba conectado a una serie de máquinas y goteros. Intentó incorporarse no tenía fuerza suficiente por los efectos de la anestesia.

-¡Mi querido Sam! Me alegro que por fin hayas despertado.



Amanda estaba sentada en una silla a su izquierda. Se encontraba leyendo un libro, que dejó tranquilamente apoyado en su regazo.

-Entiendo que esta escena te puede resultar familiar, ¿no crees?

Sam apretó fuertemente los labios. Si no estuviera tan débil se levantaría ahora mismo y estrangularía a esa mujer que tanto daño le había ocasionado. Sabía que no iba a poder vivir en paz hasta que ella desapareciera del mapa y de su vida.

-Tranquilo, no tienes porque hablar. Esperaba que al menos me dieras las gracias por haberte tratado con tanta hospitalidad estos días…

-¿Días? –pese a sus intentos por aparentar indiferencia, Sam sintió como un escalofrío le recorría la espalda.

-Sí. Hace dos días tú y la señorita Udinov acabasteis aquí. ¿Recuerdas lo que pasó en el molino?

<Alex>> -pensó horrorizado. ¿Dónde estaba la joven? Si que recordaba como un hombre había estado a punto de estrangularla y él lo había matado. Luego ella se había arrodillado junto a él tras recibir los disparos. Después de eso, su mente era un nubarrón negro del que no podía descifrar nada.  ¿Qué le podía haber pasado a Alex? ¿Por qué no los habían encerrado juntos?

-¿Dónde la tienes?
-¡Oh! Ya no está aquí. Hace dos días salió camino a una misión que le encomendé. No se puede negar que tiene valor. Imagino que todo el sufrimiento que ha pasado desde que es pequeña la ha ayudado a fortalecerse.
-¿Por qué haría Alex una misión que tu le mandaras? –Sam tardó unos segundos en darse cuenta de cuál era la respuesta a la pregunta que había formulado. Abrió los ojos y miró furioso a Amanda, que parecía estar de lo más tranquila.

Ahora lo había comprendido todo, él era un cebo en todo este entramado. Y su vida dependía ahora mismo del éxito que tuviera Alex en su misión. Amanda los estaba volviendo a utilizar y de la peor manera posible. Mientras él estuviera postrado en una cama no podría ayudar a Alex.

-Pobre niña –susurró Amanda- No está dispuesta a perder a nadie más. Así que supongo que aceptar una última misión a mis órdenes puede valer la pena si su amigo Sam sale con vida. ¿O ahora eres Owen?

-¿Qué diablos se supone que tiene que hacer? –Sam pensó en lo que había sucedido unos meses atrás. Nikita había caído en una de las trampas de Amanda y ahora era la fugitiva más buscada en todo el país.

Perfectamente Alex podía caer en una trampa similar que arruinara el resto de su vida o peor todavía, podía morir. Sam deseó con todas sus fuerzas no haberle mandado ese mensaje a Alex. ¿Realmente necesitaba su dinero? Vale que con todo el dinero que había en esa vieja mochila podría haber ido a cualquier parte del país y empezar de cero lejos de toda esta locura, pero, ¿era eso lo que buscaba?

No… puede que su primer instinto fuera ese. Pero desde que vio a Alex en el viejo molino sabía que las razones por las que la había llamado eran otras. No tenía claro si los sentimientos que estaba intentando asimilar eran de Sam o de Owen. ¿Realmente importaba? Desde que la había conocido, tenía algo bueno en  su vida. Y tras saber que estaba en peligro, haciendo por su cuenta la misión que le había encomendado Amanda, supo que para bien o para mal él quería estar con ella.

La puerta se abrió de golpe, y Alex apareció. No lucía buen aspecto: iba despeinada y tenía restos de sangre en la cara y en su ropa. Detrás de ella iba uno de los matones de Amanda, sujetando a alguien fuertemente.

-Mira, parece ser que no va a hacer falta que te cuente de que iba la misión. Tu amiga ha llegado justo a tiempo –Amanda se levantó dándole la espalda de Sam y se dirigió hacia Alex. –Bien hecho, aunque veo que solo has realizado la mitad de la misión. Lo quiero muerto.
-Primero quiero ver si Sam está curado –exigió ella.
-Compruébalo tú misma.

Alex echó una ojeada al fondo de la habitación y vio como Sam parecía tener mejor aspecto que cuando ella se fue.  La estaba mirando fijamente.

El matón que sujetaba al Sr. Jones se acercó y lo depositó en el suelo. Estaba inconsciente. Luego le tendió una pistola a Alex, para que fuera ella la que terminara el trabajo. Ella cogió el arma pero pareció dudar.

-Hazlo –ordenó Amanda.


Alex se giró rápidamente y disparó al matón que la había acompañado durante todo el trayecto desde la captura de Jones hasta la llegada a la guarida de Amanda. Su intención era apuntar ahora a Amanda, pero esta había sido mucho más rápida que ella y se encontraba al lado de la cama de Sam, con la pistola apuntándole a la cabeza.

-No seas estúpida. ¿Pensabas que no se me ocurriría que fueras a hacer alguna tontería? Dispara a Jones, mátalo y luego deja la pistola en el suelo. ¡Ahora!

Alex seguía teniendo a Amanda a tiro, pero no podía disparar. Si lo hacía, Sam moriría.

Sam se dio cuenta que Alex estaba dudando y planteándose hacer lo que Amanda le había ordenado. Él no quería ser una carga para Alex. Su intención era facilitar que ella pudiera salir con vida de todo esto. 

-Alex no le hagas caso, ¡me  matará de todos modos! Y es posible que a ti también. Así que ni se te ocurra soltar la pistola. No merece la pena, dispárale y huye.

Otra vez se repetía la escena, Sam diciéndole que huyera dejándolo a merced de Amanda. ¿Por qué siempre le decía aquello? No la conocía lo suficientemente bien si pensaba que lo iba a abandonar. De allí saldrían los dos juntos, con o sin vida. A Alex sí que le merecía la pena intentarlo.

Continuará...

25 nov. 2013

Eleanor & Park - Rainbow Rowell

 
Título: Eleanor & Park
Autora: Rainbow Rowell
Editorial: Alfaguara
Nº páginas: 432
ISBN: 9788420415703

Sinopsis: ELEANOR es nueva en el instituto; su vida familiar es un desastre; con su intenso pelo rojo, su extraña y poco conjuntada forma de vestir no podría llamar más la atención aunque lo intentase. PARK es un chico mitad coreano; su vida familiar es tranquila; no es exactamente popular, pero con sus camisetas negras, sus cascos y sus libros ha conseguido ser invisible.Todo empieza cuando Park accede a que Eleanor se siente a su lado en el autobús del instituto el primer día de clase. Al principio ni siquiera se hablan, pero poco a poco comparten sus hobbies y empiezan una relación de amistad... para terminar enamorándose de la forma en que te enamoras la primera vez, cuando eres joven, y sientes que no tienes nada y todo que perder.

Agradecimientos a la editorial 



Eleanor & Park es una de las novedades que más ganas tenía de leer, y la verdad es que no me ha decepcionado. Quizás esperaba una historia con menos drama, menos profunda y algo más positiva, pero reconozco que me ha sorprendido y que tiene momentos que me han encantado.

En la novela nos encontramos con una historia de amor nada convencional. Eleanor y Park son muy distintos pero sus propias diferencias son las que los hacen especiales y los unen -ya que ambos son igual de distintos ante el resto de compañeros de instituto-. Las complejidades no solo tienen que ver con sus formas de ser, vestir o sus gustos personales, sino que también abarcan a sus familias. Mientras que Eleanor vive en un infierno, Park tiene una familia que dentro de lo que cabe al menos lo trata bien. 

A parte de narrar la relación que se forja entre ambos, en la historia tiene bastante importancia el papel que juegan ambas familias. Más que nada porque ambos se comportan como lo hacen por culpa de lo que han tenido que vivir o viven en su casa. Mientras que Park siempre está más relajado, Eleanor es un constante manojo de nervios y secretos. 

Leer sus avances ha sido muy interesante. El libro está plagado de referencias musicales, cinematográficas (véase la imagen de Han Solo), series o comics de la época. Y si a eso se le suma una buena ambientación y la narración, queda una historia totalmente envolvente. 

Como ya he comentado, no todo va sobre el amor que empiezan a sentir el uno por el otro, sino que el libro trata más temas personales que están sufriendo -no os contaré cuáles para evitar spoilers-. Si bien el libro podría haber sido un dramón, he de reconocer que el final es bastante apañado y coherente

Tras esta historia, estoy deseando que se traduzca el otro libro de la autora, que también me llama la atención. Así que toca esperar :P De todas formas, para los que no lo hayáis hecho, tenéis ya este libro en castellano para comprobar si os gusta el estilo de la autora y la historia de Eleanor & Park.

24 nov. 2013

Fanfiction en serie: Nikita (This is your reward - Capítulo 1)

¡Nueva sección! Bueno, a decir verdad hace tiempo ya colgué algún fanfiction en el blog, pero no es una "actividad" muy común así que a muchos os puede pillar por sorpresa. :)
Estaba hoy casi terminando el fic cuando he pensado, ¿y por qué no lo subo? Quizás hay algún fan de la serie que me lee y le apetece leérselo, why not? 
Además, si veo que esta sección tiene futuro quizás me anime a colgar otros fics que tengo guardados desde hace tiempo :P.  

Fanfiction basado en la serie de televisión Nikita. Tiene como protagonistas principales a Alexandra Udinov y Owen Elliot/Sam, aunque el resto de reparto también cuenta con protagonismo. La trama tiene lugar 8 meses después del final de la 3ª temporada.

Esta historia nace a partir de una serie de ideas que me fueron surgiendo poco a poco durante el verano. Y que ahora por fin puedo poner por escrito. 
¡Espero que los que seguís la serie disfrutéis del relato!



This is your reward - Capítulo 1

Habían pasado ocho meses. Ocho tediosos meses en los que Alex se sentía más perdida que nunca. Con su dinero había logrado alquilar una apartada casa de campo, un par de coches, armamento y ordenadores de última generación. Michael, Sonya, Birkhoff, Ryan y ella continuaban juntos haciendo todo lo posible por desmantelar el paripé de Amanda y así poder salvar a Nikita.

Durante este tiempo la habían visto en un par de ocasiones en algún enfrentamiento. Amanda y el gobierno iban tras ella, y ellos simplemente se dedicaban a intentar protegerla siempre que podían. Michael lo estaba pasando francamente mal. Cada madrugada, se sentaba durante horas en el porche de la casa, mirando a la nada y sin poder dormir. Era entonces cuando Alex salía con una taza de leche y se la ofrecía mientras le hablaba de cosas sin importancia, para intentar relajarlo.

-¿Te puedes creer que Birkhoff ha conseguido pasarse hoy el nuevo juego que han sacado de Star Wars? – le comentaba esa misma noche. Al ver que Michael simplemente daba un pequeño sorbo al vaso y no le contestaba, insistió- Apenas le ha costado un día, ¡un día! Digo yo que al menos podía haber descansado un poco y haber lavado los platos, hoy le tocaba a él… Además, he intentado robarle uno de los mandos para probar y no me ha dejado. El muy…

Michael dejó el vaso en uno de los escalones y sonrió levemente.

-Siempre puedes probar ahora que está dormido.
-Creo que eso lo haría despertar en el acto, tiene un sensor personal para cuidar de sus cosas –dijo ella sentándose finalmente a su lado y tocándole un hombro con suavidad. – Michael, deberías entrar e intentar dormir. Ella….estará bien.
-Está bien que alguno de nosotros todavía mantenga la esperanza, y me alegro que seas tú. Pero lleva un par de semanas dar señales de vida y Birkhoff tampoco consigue localizarla. Está totalmente fuera del radar, quién sabe si Amanda ya la ha capturado.

Al verlo tan afligido Alex estuvo a punto de contarle la verdad: Nikita se había reunido la semana anterior con ella. Alex había proporcionado a su amiga y mentora una mochila con dinero suficiente para subsistir durante unos meses. Ambas mantenían contacto por móvil, aunque fuera en contadas ocasiones. Así Nikita sabía siempre cómo estaban sus compañeros, y Alex la ayudaba como podía para que nadie descubriera donde se encontraba escondida. Puede que estar manteniendo este secreto a sus propios amigos fuera contraproducente, pero es lo que habían acordado.

En ese momento Alex recibió un sms. Miró la pantalla del móvil y comprobó que provenía de un número que desconocía.

-¿No vas a leerlo? –preguntó Michael curioso. Era raro que Alex recibiera mensajes, cuando todos sus amigos estaban dentro de la casa y más siendo las 3 de la mañana.
-Sí, claro… -Alex apretó el botón de “abrir” y leyó hasta tres veces el mensaje. ¡Vaya! Esto sí que no se lo esperaba. –Es…el conserje de la oficina. Dice que me he olvidado hoy el paraguas cuando he acudido a la reunión. Me pregunta si quiero quedar con él mañana para que me lo devuelva.

Guardó el móvil en el bolsillo de la sudadera y miró a Michael. ¡Lo sabía! Ya la estaba observando de nuevo con esa sonrisilla condescendiente y los ojos levemente entornados.

-Y, ¿vas a quedar? –preguntó. Ahora era él el que la cogía por los hombros y la acercaba hacia su cuerpo amigablemente.
-Por mí se puede quedar el paraguas.
-Alex…
-No sigas, yo… no estoy preparada para “eso” –lo miró y se percató que en cuestión de segundos sus ojos se estaban empañando de lágrimas. Parpadeó y gesticuló hasta que las pudo esconder.

Michael se dio cuenta que la conversación de esa noche ya había finalizado. Se levantó tendiéndole la mano a su amiga y esta se incorporó con él.

-Sabes, puede que yo sí que le coja un rato el juego a Birkhoff, me apetece destrozar algunos Sith. ¿Te apuntas?
-Ve tú, anda. Yo me voy a dormir –dijo bostezando –ha sido un día duro.

Michael le dio un beso en la frente y ambos se metieron dentro de la casa.


~ ~ ~

Ya en su habitación, Alex volvió a releer el mensaje.

Te necesito. Nos vemos dentro de una hora en el viejo molino. Trae 20 de los grandes. Sam

¿Sam? ¿En serio? Un montón de emociones la envolvieron y empezó a temblar. Tuvo que sentarse en la cama y recogerse el pelo en una coleta para poder pensar. Llevaba mucho tiempo sin saber nada de Owen o Sam, como se hacía llamar ahora. Le tenía un gran aprecio y siempre tuvo la esperanza de poder ayudarlo. Y ahora él la necesitaba. ¿Qué es lo que se supone que debía hacer?

El viejo molino estaba a unos 20 minutos de donde ellos vivían. ¿Cómo había logrado averiguarlo? ¿Lo sabría alguien más? No se lo podía decir a Michael ni a ninguno de los demás, puesto que no guardaban un recuerdo muy cariñoso de él. Estaba sola en esto, y debía decidir en menos de 5 minutos si acudía a la cita o no.

~ ~ ~

Media hora después se encontraba ya en el viejo molino. Iba cargada con una mochila, y una  pistola en el cinturón. Tenía que ser precavida.

<<Si realmente fuera precavida, me habría quedado en casa>> -pensó mientras miraba a su alrededor y esperaba.

El molino estaba en una gran explanada, por lo que tenía que ver a cualquiera que se acercara. La luna estaba fuera así que no hacía falta usar linternas. Reinaba el más absoluto silencio, hasta que de repente se empezó a escuchar el ruido de un motor.

Una moto iba hacia donde ella se encontraba. Alex estaba segura de que el conductor superaba los límites de velocidad con creces.  El motorista frenó suavemente a tan solo unos centímetros de ella y se levantó la visera del casco.

-Alexandra.

Fue un leve susurro, apenas se le escuchó. Pero a Alex no le hizo falta nada más, su cuerpo volvió a reaccionar de la forma en que lo había hecho en su habitación. Alterada, se alejó dos pasos, intentando aparentar que lo hacía con la intención de dejarle espacio para que bajara de la moto.

Sam se quitó el casco, sacudiendo levemente la cabeza. Le había crecido el pelo y lo llevaba alborotado por el viaje. El resto continuaba siendo tal y como lo recordaba Alex: un tipo fuerte con mirada intimidatoria. Bajó de la moto y dejó el casco apoyado en el asiento. Las facciones de su rostro se relajaron un poco cuando sus ojos se posaron en ella, observándola de arriba abajo.

Ambos estuvieron unos segundos, que a Alex le parecieron eternos, sin decir nada. Al final, él volvió a romper el hielo.

-No sabía si ibas a venir.

Alex lo miró con recelo. Con una mano se quitó la mochila que llevaba a los hombros y la tiró al suelo, cerca de la moto. La otra mano se fue instintivamente hacia su cinturón.

-Me pediste ayuda, no podía decirte que no.
-¿Por qué? –la miraba ahora con curiosidad. Apenas le había hecho caso a la mochila, puesto que no podía apartar la vista de la joven.


-No preguntes. Si estás bien, y no necesitas nada más, coge la mochila y vete –tenía que tomar las riendas de la conversación como fuera. No quería tardar mucho en volver a la casa, ni arriesgarse a que alguno de sus amigos la echara en falta.
-¿Ya quieres que nos despidamos? Pensaba que te apetecería que te diera una vuelta en mi nueva adquisición –dijo pícaramente señalando con la cabeza la moto en la que había venido.

Eso sí que no se lo esperaba. El mensaje recibido una hora antes había llegado incluso a asustarla. Creía que Sam estaba en problemas de verdad. Y quería ayudarlo a toda costa, porque al fin y al cabo, eso es lo que se hace con los amigos, ¿no? Su indignación disminuyó y decidió seguir con aquella conversación de locos, ya que necesitaba averiguar si realmente le ocurría algo. Sam era mucho más hermético que Owen, y a Alex le costaba entenderlo, aunque lo intentaba.

Un coche pasó por la carretera y ambos callaron hasta que las luces del vehículo se perdieron en la noche.

-¿Necesitas 20 de los grandes para pagar ese cacharro?
-Eso no es de lo que estamos hablando, preciosidad.

Alex recordó que la última vez que se vieron, él también la llamó así. Sam también pareció recordar, ya que le comentó:

-Aquel día me ofreciste hasta dos millones –sonrió y se acercó un poco más ella –de todas formas te informo, mi cacharrito ya está pagado. El dinero ahora lo necesito para intentar establecerme en otro lugar, creo que es lo mejor para mí.
-¿Huyes? –Alex no pudo evitar formular esa pregunta.
-Yo no estoy huyendo de nada. Y la razón principal es porque no tengo nada aquí por lo que quedarme y mucho menos por lo que huir –sus palabras sonaron algo duras, pero pareció darse cuenta e intentó utilizar un tono más distendido- Muchas gracias por venir. Me costó localizarte y por suerte todavía recordaba tu número. No estaba seguro de que fueras a acudir, pero tenía que intentarlo. Además de por el dinero, necesitaba verte, a ti.

La conversación había tomado un rumbo mucho más intenso. Alex tragó saliva mientras pensaba bien sus siguientes palabras.

-¿Qué quieres decir?

Sam la miraba fijamente, y por un momento pudo ver un rastro de duda en su rostro. Lo notó contrariado, como si no fuera él el que realmente hubiera dicho esas palabras, sino… Owen.

-Sam, no tienes que irte, vuelve con nosotros y ayúdanos a acabar con Amanda, juntos podemos…

Alex no tuvo tiempo de terminar, ya que antes de que eso ocurriera Sam se lanzó contra ella y cayeron los dos al suelo de forma estrepitosa. Se oyeron tres disparos seguidos, provenientes de un lateral del molino. Se arrastraron corriendo hacia el otro lateral para evitar que alguna bala les impactara. Alex tropezó y Sam la agarró fuertemente del brazo mientras la colocaba detrás de él. Ambos llevaban ya sus pistolas en la mano.

Al tratarse de un edificio circular, los enemigos podían provenir de ambas partes. Por el momento volvía a reinar el silencio, y Alex solo podía oír las respiraciones agitadas de ambos.


-Alex, ¿Cómo has llegado hasta aquí?
-Caminando –susurró ella.
-Entonces tenemos que lograr subir en moto, intentar que no nos alcance ningún disparo y salir de aquí. Voy a contar hasta tres: una, dos…
-Es una locura, hay que pelear, ¡Sam!
-¡Tres!

Sin hacerle caso, Sam salió corriendo con Alex de la mano mientras ambos se giraban a lanzar tiros medio a ciegas. Alex notó como una bala pasaba rozándole el hombro y maldijo en voz alta. Antes de que llegaran a la moto, aparecieron 6 hombres. Dos de ellos cayeron inmediatamente gracias a dos disparos certeros de Sam, pero no pudieron evitar que los otros 4 se acercaran y los desarmaran con gran facilidad.

Alex logró amainar sus nervios y empezó a soltar patadas a sus dos atacantes. La ganaban en fuerza y altura, pero no podía dejarse vencer. Sam intentaba lo mismo contra sus dos oponentes, y de hecho había dejado a uno fuerza de combate. Agarró al otro por el brazo, retorciéndoselo hasta dejarlo inmóvil y luego le atizó un rodillazo en la cara. El hombre cayó al suelo inconsciente. Sam se disponía a ayudar a Alex, ya que estaban consiguiendo inmovilizarla, cuando detrás de él, escuchó:

-Vaya, vaya… Creía que esto iba a resultar mucho más complicado.

Se giró al reconocer la voz, y recibió un disparo en el brazo izquierdo. Gritó de dolor, pero continuó firme ante ella. Amanda.

Alex había dejado de forcejear y el tipo que la sostenía la acercó de malas maneras hacia la escena.

<<Ya está. Este es el fin>> -pensó aterrorizada.

-Princesita, ¿no te han dicho tus amigos que no vayas sola por la noche? Esperaba que tomaras decisiones más inteligentes, Alexandra.

Esta no contestó. No tenía nada que decirle. Estaba preparada para aquello que Amanda le fuera a hacer, simplemente no quería demostrar miedo ante ella. Siempre que Amanda había estado de por medio, alguien había resultado herido o había muerto. Simplemente ahora debía mantenerse fuerte. Amanda hizo un gesto con la mano, y Alex empezó a notar que le faltaba el aire. Aquel tipo la estaba estrangulando. Instintivamente empezó a dar patadas y a intentar quitarse aquel brazo gigante del cuello mientras por su boca apenas salía un balbuceo.

Sam se acercó corriendo, completamente empapado de sangre y le asestó un navajazo en el costado. El hombre se tambaleó hacia atrás y él aprovechó para darle otro en el estómago. Alex cayó al suelo con lágrimas en los ojos, el aire volvió a ella y sintió que estaba a punto de desmayarse. Entonces oyó otro tiro y tuvo que obligarse a abrir los ojos para ver que estaba sucediendo.

Sam cayó a su lado, entre gritos agónicos. Y ella se acercó gateando hasta que pudo sostener su cabeza en el regazo. Había recibido otro tiro, esta vez en la pierna derecha.

-Alex…
-Shhh –dijo mientras lo mecía –Todo va a ir bien, no te voy a dejar.
-Coge la moto, vete…

Amanda se había acercado hasta ellos. Estaba a tan solo dos pasos de Alex.

-Muy tiernos.

Entonces estiró su brazo y depositó una inyección en el cuello de Alex. Esta notó que la vista se le volvía a nublar y pronto cayó inconsciente encima de Sam. Y así, al verlos abrazados de esta forma, Amanda supo que había vuelto a ganar otra pequeña batalla, y que al mismo tiempo, esta era detonante para emprender nuevas acciones contra Nikita.

Otros cuatro hombres se acercaron y cargaron con sus nuevos rehenes hasta dos furgonetas.  

Continuará.... 

23 nov. 2013

Dexter - Temporadas 1 y 2

¡SIN SPOILERS!

A finales de verano terminé la serie Dexter, hice un comentario en su momento de la temporada 8. Desde ya os digo que es una serie que recomiendo, con la que he pasado muy buenos momentos y emocionantes -hay temporadas que son brillantes- pero que como todas las series que llevan 8 años pues tiene también sus puntos flacos. Hoy voy a hablar de la 1ª y 2ª temporada, ¡vamos a ver qué recuerdo de cuando las vi!

Como ya me ha pasado con otras series, los primeros capítulos sirven para conocer a los personajes a grandes rasgos y tantear de qué va la serie. La verdad es que reconozco que hasta mitad temporada no me vi totalmente enganchada. Si al empezarla os quedáis estancados en los primeros capítulos, mi recomendación es que la continuéis puesto que a lo largo de toda la temporada podemos llegar a conocer bastante bien a Dexter y la razón de porque hace lo que hace. Puede que en todas las temporadas hagan referencia a su pasado, pero en esta se explican los hechos pasados más destacables y escabrosos. 

También conocemos al resto de personajes, como su hermana Debra, su novia Rita y el resto de compañeros de la policía. Las relaciones en las que más profundizamos son Rita y Debra. Sobre todo con Deb, podemos ver la relación tan profunda que mantienen.

En los últimos capítulos suceden una retahíla de hechos y descubrimientos para Dexter muy importantes de cara al resto de temporadas. ¡Genial final! Y de pronto.... estamos en la temporada 2.

No sé si es una de las mejores -ya que la 4º de la que ya os hablaré más adelante es sublime- pero sin duda toda la temporada de principio a fin merece mucho la pena. Primero de todo, porque desde el episodio 2x01 tenemos ya todo el lío montado: las sospechas del sargento Doakes y el descubrimiento por parte de la policía y del mundo entero del "asesino de la bahía". Estrés desde el minuto número uno hasta el último, menuda forma de mantenernos en tensión. En cualquier momento pueden capturar/descubrir a Dexter y "su pasajero oscuro", así que a lo largo de esta temporada hay emoción asegurada. 

Su vida personal se complica también -cómo si no tuviera ya bastante- y su relación con Rita no pasa por su mejor momento. Conoce a Lila, una joven con pinta de alternativa pero que en el fondo está loquísima. Y bueno, las escenas de Dexter siendo "infiel" o dejando de lado a Rita son lo que más me ha aburrido de la temporada. Es decir, comprendo que Rita sea un tanto pesada, pero al mismo tiempo es un punto de apoyo de él con el mundo real, igual que Deb. 

En definitiva, es una serie que recomiendo, que me encanta y que justamente esta temporada es una de las más emocionantes. 

Ahora os toca a vosotros, ¿habéis visto la serie? ¿Y estas temporadas en cuestión que os parecen?



20 nov. 2013

IME (In my ebook) #6 - Varios meses

Por cuestiones logísticas y de organización llevo varios meses sin postear esta sección, donde normalmente os hablo de las adquisiciones que he hecho para mi Kindle durante el mes anterior. En este caso como han pasado fácilmente 6 meses desde que hice por última vez una entrada similar, voy a dividir en dos partes aquellas adquisiciones que he hecho en estos meses y hoy os voy a mostrar una parte :P


La primera novela de la cuál os voy a hablar es Sirens. Esta no fue comprada, sino cedida por su autora, ¡muchas gracias! Ya lleva reseñada tiempo en el blog, y sabéis que me encantó. Sin duda me haré con sus continuaciones conforme salgan, porque aunque es una historia autoconclusiva, la saga continúa con otras historias.

Ahora sí, entre Amazon y la web de la editorial, conseguí las dos novelas de Anabel Botella que me quedaban por leer. Tras la buena lectura que fue Ojos azules en Kabul, me apetecía volver a leer algo de ella. Ángeles desterrados y Como desees estaban a unos precios muy asequibles.



También este verano, y gracias a la página de la editorial Nowevolution me hice con Bellenuit (Primera y Segunda parte), a tan solo 0,99€. En Amazon encontré de oferta hace unas semanas Everlost (comienzo de trilogía que me llama mucho la atención).  

Esta es la primera parte de mis adquisiciones, en unas semanas publicaré la siguiente :).

¿Qué os parecen estas novelas? 
¿Alguna sugerencia para saber por cuál empezar?
¡Os leo! 
 

18 nov. 2013

Juego de Tronos - George R.R. Martin

 
Título: Juegos de tronos
Autores: George R.R. Martin
Editorial: Gigamesh
Nº páginas: 789
ISBN: 9788496208377
Colección: Canción de hielo y fuego #1

Sinopsis: Tras el largo verano, el invierno se acerca a los Siete Reinos. Lord Eddars Stark, señor de Invernalia, deja sus dominios para unirse a la corte del rey Robert Baratheon el Usurpador, hombre díscolo y otrora guerrero audaz cuyas mayores aficiones son comer, beber y engendrar bastardos. Eddard Stark desempeñará el cargo de Mano del Rey e intentará desentrañar una maraña de intrigas que pondrá en peligro su vida... y la de los suyos. En un mundo cuyas estaciones duran décadas y en el que retazos de una magia inmemorial y olvidada surgen en los rincones más sombrios y maravillosos, la traición y la lealtad, la compasión y la sed de venganza, el amor y el poder hacen del juego de tronos una poderosa trampa que atrapa en sus fauces a los personajes... y al lector.



¡Por fin! Uno de mis retos lectores para este año era leerme las novelas publicadas en castellano de la saga Canción de Hielo y Fuego. Como seguidora de la serie, tenía muchísimas ganas de leerlas y descubrir todos los detalles y a los personajes en profundidad. Lo que pasa es que soy un poco desastre, y falta que me proponga algo para que me cueste el doble hacerlo... es por eso que estamos en Noviembre y solo he leído el primero ;____;

Además de por la serie, la historia principal que se narra en Juego de Tronos la conocía en parte por las dos novelas gráficas que leí este verano y que representan parte de este primer libro. Gracias a la serie he podido ponerles cara a los personajes, y eso me ha hecho que el libro me guste más. Lo sé más que nada porque este tipo de novelas con tanto personaje y que entremezclan tantas familias y tramas siempre terminan liándome, y en este caso no ha sido así. 

No obstante, si tuviera que elegir, posiblemente me quedaría con el libro, donde creo que se puede disfrutar mucho más y también está el factor sorpresa, ya que todo lo que ocurre en la serie ya ha sido narrado previamente en el libro. Hay que ver con qué cuidada está la narración, hasta el mínimo detalle: personajes, lugares, familias, problemas, traiciones, etc. Una historia pensada y repensada, y elaborada con exactitud -ahora es cuando al tío se le va la mano en los últimos libros y quedo mal xD-.

En lugar de hablaros de lo que me ha parecido la trama -que si no la conocéis casi mejor que leáis el libro para descubrirla poco a poco- voy a hablar de los personajes que son los ejes principales de toda la narración. Cada capítulo está narrado desde el punto de vista de uno, además no solo por los adultos, sino también por los más jóvenes y pequeños. 

Me ha sorprendido la maldad que puede tener Catelyn Stark con el bastardo Jon Snow. He disfrutado con lo decidida que es Arya. Me he tirado de los pelos con la inocencia/tontería que tiene Sansa durante todo el libro -aunque la he comprendido mejor que cuando la veía en la serie-. He sufrido por Tyron. Y solo me ha faltado fliparlo con ciertas muertes, pero ya las conocía.


Me apetece mucho continuar leyendo, conocer nuevos personajes y ver más tramas. Leer cómo continúa la lucha por el trono. A ver si para Navidades al menos puedo llegar al segundo, y el reto no es un fail total :P Contadme vosotros que os parecen estas novelas, sin spoilers claro, ¡os leo!